lunes, 5 de julio de 2010

¿Cómo lidiar una tusa?


Una despedida amorosa nunca será fácil por más que intentemos verle el lado positivo al cuento. No nos engañemos, tusa es tusa donde sea, cómo sea y por quien sea, sea usted una mujer fuerte, débil, orgullosa o sumisa, duele igual y créame a todas nos toca, tarde o temprano.

No podemos evitar las tusas, no hay medicina que las aleje de nuestra vida, es más, pareciera que a veces tenemos al interior algo que las atrae con más frecuencia, no importa si se compartió con el susodicho un mes, tres, seis o un año, cabe recordar que cuando la relación pasó de los doce meses, la tusa puede ser aún más crónica, aún así se puede llevar este dolorcito con dignidad, porque como mi filosofía de vida siempre ha sido "antes muerta que sencilla", debo asegurar que una cosa es caminar con la tusa y otra arrastrarse con ella.

Querida amiga blogguera sabrá de sobra que las tusas tienen etapas y que lo más importante en el proceso es no engañarse, porque decirse a si misma todos los días "Ya lo olvidé, el es solo un pasado" es la primera mentira, porque realmente olvidamos cuando no hablamos del susodicho.

En todo caso los diferentes ciclos, pueden presentarse en ordenes distintos o repetirse unos más que otros, podemos ir del odio al amor en un instante, pasar por la rabia, la ausencia y el deseo infinito de odiar al género masculino por un buen tiempo. Hasta que el momento cumbre del olvido definitivo llega y se le puede decir: "Sigue tu camino que yo ya seguí el mío y muchos éxitos", eso si no se trata de aplaudirle lo que nos hizo o dejo de hacer, sólo es cuestión de algo de inteligencia emocional, al fin y al cabo duele dejar la basura pero como a la final el dolor termina desintegrándose, y con él se termina "matando" el recuerdo, pues todo vuelve a la normalidad, claro hasta que llegue un nuevo candidato a basura.

Y con el respeto que me merece mi género, no tenemos idea de cómo superar una tusa o cómo al menos hacérsela llevadera a las amigas, así que por favor olviden de raíz su celular, facebook, twitter, PIN etc, porque hablar con el no ayuda, sólo se echa más sal a la herida, lo que se acabó se acabó punto final, pase la hoja y lo más importante llore si debe hacerlo pero en la soledad de su casa, jamás frente al personaje por dos razones: a) Colóquese en el lugar de el debe ser muy mamón querer terminar con alguien y que éste no deje de llorar jurando que si no vuelven se va a morir en vida, b) no le de más poder al personaje del que ya tiene.

Por último amiga blogguera recuerde estar entusado no significa arrastrarse y humillarse, viva la tusa con dignidad porque no hay nada peor que una mujer con tusa, patética y llorona...Ah y otra cosa no deje de arreglarse, maquillarse etcétera porque usted no sabe si en el bar donde quiere ahogar sus penas está el próximo candidato y recuerde que la primera impresión siempre es definitiva.

1 comentario:

  1. Saludos desde las tierras esmeralda!...
    :/mmmm... pues bien la tusa y la tristeza que se siente luego de un romance... es algo natural en todos... hombres y mujeres... y realmente es mas bien un proceso de duelo y de identificacion de "porque no funcionaron las cosas".... pero pasa... hasta que te encuentras con el ser amado/odiado en el futuro... :D
    felicitaciones por el blog!
    Te invito a visitar y comentar mi comicblog!
    http://www.trejoscomics.blogspot.com/

    ResponderEliminar